lunes, 11 de enero de 2016

El juego de la cera caliente


La cera caliente es una de las cosas más intensas y eróticas que nosotros, como amantes del BDSM, podemos practicar.
Sin embargo, la cera caliente puede ser considerada un juego al límite y es algo que requiere entrenamiento y experiencia. ¡La Cera caliente aplicada inadecuadamente es peligrosa! La cera caliente aplicada apropiadamente y en el momento correcto es un momento inmensamente erótico.
En los párrafos siguientes, intentaremos no sólo mostrar las maneras de aplicar la cera caliente a un/a sumiso/a, sino también qué herramientas hay que usar y la seguridad especial que se debe tener mientras juegas con cera caliente.
Las Reglas de Seguridad Generales
¡Como dijimos en la introducción, la cera caliente aplicada inadecuadamente es peligrosa! Usar una Cera con un punto de fusión incorrecto o no verificar la temperatura de la cera fundida puede ocasionar quemaduras de hasta tercer grado que requerirán la atención inmediata por un médico.
¡Obviamente, la mayoría de nosotros no está interesado en dar un paseo desnudo, en una ambulancia, después de haber sufrido quemaduras serias y pasar el mal rato de tener que explicar cómo se produjeron!
Otra área que debemos explicar son los tipos de cera y los posibles aditivos que podrían tener. Perfumes, endurecedores, y otros aditivos pueden ocasionar, y de hecho lo hacen, reacciones alérgicas serias. Una erupción o sarpullido superficial en el área genital por ejemplo o en los pezones es algo incómodo e incluso puede llegar a infectarse. Otro tipo de reacciones suelen deberse a los aditivos en la cera. En general, puede decirse que la a cera de parafina sin adulterar es improbable que cause cualquier clase de reacción.
Es decir, si decides usar algún tipo de cera distinta a la cera de parafina, es recomendable que pruebe una cantidad pequeña en un brazo antes de que ponerse a cubrir a su sumis@ de cera.
Los Puntos Fusión
Primero hablemos un poco sobre los tipos de cera y las temperaturas a las que pasan a estado líquido (la fusión). A continuación aparecen los diferentes tipos de ceras, basados en los aditivos que contienen, y en la forma habitual que suelen tenerlos, y en sus puntos de fusión iniciales:
Tipo de cera-Donde hallarla-Puntos de fusión
Parafina cruda (suave)-Cera en lata, Cera a granel-115° - 126°F (Las mas recomendables)
Las velas Votivas (más duro)-Los barriles, cirios de hasta 6 Pulgadas-131° - 141°F (Usar con precaución extrema)
Las velas de sobremesa (duro)-Los candelabros, las velas de mesa-141°F o superior (Usar con precaución extrema)
Las velas de lámpara de huracán (duro)- Ver arriba-154°F o superior (No recomendable usar bajo ninguna circunstancia)
La cera de abejas (ceroso a duro)-Numerosas velas, a granel-146°F o superior (No recomendable usar bajo ninguna circunstancia)
Recuerde estos puntos de fusión ya que hablaremos sus efectos/límites más tarde.
Los aditivos
¿Cuáles son éstos “aditivos”? El aditivo normalmente más usado para reducir y añadir dureza a las velas es el ácido esteárico. El ácido esteárico también eleva el punto fusión. Cuanto más caliente sea el punto de fusión, menos humo hará la vela y probablemente menos se deformara en un ambiente caluroso. El ácido esteárico fundido, en contacto con la piel, puede crear sarpullidos y/o ampollas químicas. Otros endurecedores (hardeners) incluyen plásticos y ceras de plástico. De nuevo, éstos pueden causar las reacciones cutáneas en algunas personas.
Otros aditivos son los colorantes. Éstos son generalmente varias clases de tintes aceite-solubles y, para algunos, puede ocasionar irritantaciones en la piel. Algunos de estos tintes también pueden manchar tanto la piel como la ropa.
Y finalmente los perfumes. Éstos se agregan a los materiales de la vela para darles un olor encantador. Pero muchos de éstos son los aceites naturales y si su sumis@ es alérgico al laurel por ejemplo, aplicar una cera con esencias de laurel podría no ser la mejor de las ideas
Los Límites de temperatura
¿Recuerdas nuestra tabla de puntos de fusión?
Si se te derrama agua caliente sobre ti (a temperaturas superior a los 140°F), conseguirás, probablemente, una quemadura. Sin embargo, el agua hirviendo no se pega a la piel, en cambio la cera caliente lo hace. La cera también retiene el calor, así pues, con cera a 140°F o más, la quemadura de la cera será muchísimo más grave que la del agua a la misma temperatura.
¿Así que qué temperaturas debemos considerar cuándo estamos aplicando la cera caliente al cuerpo de un/a sumiso/a?
Como una regla general, la temperatura de cera al contacto con la piel no debe ser nunca superior a los 135°F. A esa temperatura, la piel fina, zonas genitales y pezones podrían sufrir una quemadura de primer-grado. La temperatura ideal al contacto de la piel generalmente está entre los 120°-125°F. Es recomendable, incluso a estas temperaturas, hacer una prueba con una pequeña mancha en el brazo de las personas de piel fina.
Recuerda, queremos que la cera caliente para sea experiencia intensamente erótica y no una intensamente dolorosa.
Mira las referencias de nuevo. Aunque puedas usar cualquiera de los tipos de cera, el cuidado debe ponerse en que al contacto con la piel la cera no supere las temperaturas recomen das de 120° - 125°F.
Las diferentes Técnicas
Ahora que hemos repasado los problemas de seguridad relacionados con la cera caliente, pasemos a comentar la parte divertida. ¡Es decir, echar la cera caliente y mirar como nuestro juguete se retuerce!
Hemos dividido la aplicación de cera en tres técnicas: “gotear”, “verter”, y “pintar”. Hay, claro, variaciones en cada uno, incluso se pueden combinar.
¿Cuándo aplicamos la cera? La cera es un intensificador de la sesión. Es decir, cuando estás en una sesión y usted necesita que la sumisa se sienta sometida, o aún más profundamente sometida, o incluso llevarla en una fase orgásmica seria, la cera caliente es un gran método para lograrlo.
¿La sumisa debe estar estar de pie o debe estar tumbada? Decídelo tú, usa tu imaginación.
¿La sumisa debe depilarse? Si piensas echar esa cera en esas áreas sensibles extra-divertidas, sería una idea buena. Arrancar los pelos por las raíces mientras se quitan la cera seca puede ser un dolor no consensuado. Por supuesto puede que te gusten las Epiladys, pero este artículo no trata de eso. De nuevo, ésta es una cuestión de gustos. Sin embargo, por favor recuerde que la cera fría es difícil de quitar del pelo.
GOTEAR CERA
Ésta es, probablemente, la manera más popular de aplicar la cera caliente a un sumiso. Los gemidos son maravillosos, el delicioso retorcerse de su sumiso, cómo él/ella reacciona a cada gota de cera caliente hace al goteo la opción más deseada para muchos Amos/Dominantes. Puedes gotear la cera caliente en cualquier parte por debajo del cuello con tal de que uses el sentido común y pienses siempre en la temperatura de la gota y en cuan caliente resulta cada gota de cera.
El Material
¡Las velas claro! Dependiendo de cuánta cera piensas derramar de una vez se determina el tamaño de la vela. Las velas de emergencia de casa (para cuando hay apagones) que puedes comprar en el supermercado o droguería son una opción buena. La vela, dependiendo de su grado de dureza, (esto determina la temperatura de la fusión) debe sostenerse a entre 20 y 45 cm. por lo menos sobre el punto de impacto deseado en la piel (todo dependerá del tipo de vela y el calor que genere).
La seguridad
¡Mira qué tipo de vela estas usando, los cuanto más dura sea más caliente! Te aconsejamos que dejes caer una gota en el dorso de la mano con la vela a aproximadamente 45 cm antes de echarla sobre la sumisa. Si está demasiado caliente para la parte de atrás de su mano, es la forma de saber si estará demasiado caliente, a esa distancia, para un pezón, labios o la cabeza de la polla. Las velas con colores más oscuros significan que lleva más aditivos.
Recuerda también que porque la cera se está fundiendo cerca de la mecha ardiente, y que la temperatura real es alta, se ha observado que las gotas realmente pueden prenderse como el fuego cuando sale de la vela. Y tú quieres evitar flambear a tu sumis@ si es posible (lo que debe ocurrir siempre, nunca provocar quemaduras).
VERTER CERA
Éste probablemente es la más arriesgada de las técnicas por lo que usar ropa usada o mejor aún plásticos como los que usan los pintores es una buena idea. Va a usar mucha cera, si no quieres terminar recogiéndolo de la alfombra lo mejor es usar plásticos.
La seguridad
¡La temperatura es crítica! Si usted va a verter la cera caliente sobre zonas delicadas, o sobre zonas muy sensibles mantenga la temperatura de la cera por debajo de lo que se sugirió anteriormente (menos de 125°). Tenga en cuenta que en lugar de una gota pequeña de una vela, usted está aplicando una cantidad más grande al área elegida, aumentando el riesgo de una quemadura.
Proteja los ojos de las salpicaduras usando un protecciones vendado u otras. El ombligo en una sumisa es especialmente sensible.
Evite reciclar la cera usada en el área genital.
PINTAR CON CERA
Un favorito personal de Señora de la casa Renee (el aka Señorita Wax) de PAR es la pintura de cera caliente que puede ser una expresión intensa, y una sensación erótica y de arte. La cera caliente con la sensación de cerdas del cepillo al sitio designado simultáneamente es aguda. Usted puede crear una obra de arte bonita, mientras usa un cuerpo desnudo como lienzo. La pintura de cera caliente se ha utilizado para mantener a muchos subalternos en el subspace profundo, así como para crear muchos intensos orgasmos. Pueden crearse modelos bonitos de partes tiernas, por ejemplo, de los órganos genitales de los hombres y crear juguetes. Pueden con el cepillo, embadurnar el pene de cera cuidadosamente, haciendo una costra gruesa, sacarlo sin romperlo (pueden colocar talco en la piel para que sea más sencillo retirarlo), y ahora el molde puede llenarse del agua y refrigerar para hacer un dildo de hielo.
El Material
Una olla doble pequeña, una olla eléctrica para fondue, o una palmatoria de vela que recoge la cera fundida de la vela, pueden ser los materiales adecuados.
Pinceles y brochas, de los que usan los artistas de todo tipo, incluso de los que se usan en cocina para dorar el pavo. Y como los pintores debes cuidar y mantener tus pinceles en buenas condiciones.
Como en VERTER CERA, un termómetro para caramelo es lo mejor para probar la temperatura de la cera. La cera caliente para pintar generalmente puede llegar (dependiendo, claro, del sumiso) hasta los 125°F.
Deberías usar periódicos viejos, tela usada, plástico o similar para evitar manchar con la cera goteada fuera del sumiso.
La seguridad
Pintar sobre la zona genital o pezones.
De nuevo, lo más importante a tener en cuenta es la temperatura. Evite pintar la cara y ojos. Sea consciente que algunos cepillos, tienen las cerdas algo más tiesas cargan con más cera y, por tanto, con más calor. Por consiguiente, debes tener eso en cuenta al pasar las cerdas directamente sobre la piel fina y además que pueden pincharla y causar heridas y lesiones.
Evite reutilizar la cera que usted usó en las zonas genitales como medida de higiene. Usted no puede esterilizar la cera porque para calentarla a la temperatura suficiente para esterilizar, hace que la cera empiece a echar humo y posiblemente a arder.
El resumen
El uso de la cera caliente, sin embargo, puede ser una de las más intensas y eróticas partes de la sesión. Sin embargo, es una técnica extrema y puede causar lesiones corporales a su sumiso/a si usted no tiene cuidado. Si te atraen esos gemidos deliciosos, gimoteos y ver como se retuerce conseguirás todo eso que deseas jugando de cera caliente. Pero siempre ten en cuenta, piensa siempre en la seguridad, sé sensato y si lo practicas que sea consensuado.
(Fuente: UnaSumisaBlog)

1 comentario:

Dominus Jaime dijo...

Muy buen artículo, sobre todo incidiendo en el tema de la seguridad