miércoles, 31 de marzo de 2010

En este momento soy feliz


Estoy feliz, esa felicidad que se siente segundo a segundo, minuto a minuto, hora a hora.
No pretendo nada más, vivir lo que la vida me brinda, sentir al máximo, sacarle provecho, saborearla, lamerla, tomarla con mi lengua y succionarla.
Esa felicidad que viene y que va, la conozco, entra despacito se queda un momento, se retira silenciosa, sin dejar estelas, sólo el recuerdo de ella.
Pero que hermosa es, efímera, volátil,  frágil, escasa, diminuta... La tomo  entre mis manos la acaricio, la beso, la abrazo  y la guardo. 

lunes, 29 de marzo de 2010

Tengo miedo


Tengo miedo. La tarde es gris y la tristeza
del cielo se abre como una boca de muerto.
Tiene mi corazón un llanto de princesa
olvidada en el fondo de un palacio desierto.

Tengo miedo.Y me siento tan cansado y pequeño
que reflojo la tarde sin meditar en ella.
(En mi cabeza enferma no ha de caber un sueño
así como en el cielo no ha cabido una estrella.)

Sin embargo en mis ojos una pregunta existe
y hay un grito en mi boca que mi boca no grita.
¡No hay oído en la tierra que oiga mi queja triste
abandonada en medio de la tierra infinita!

Se muere el universo de una calma agonía
sin la fiesta del Sol o el crepúsculo verde.
Agoniza Saturno como una pena mía,
la Tierra es una fruta negra que el cielo muerde.

Y por la vastedad del vacío van ciegas
las nubes de la tarde, como barcas perdidas
que escondieran estrellas rotas en sus bodegas.

Y la muerte del mundo cae sobre mi vida.

Pablo Neruda

martes, 23 de marzo de 2010

Entrega

 

Beba mi sangre
use mi cuerpo
tómeme como quiera
muerda mis nalgas
besé mis pechos
succione mi cuerpo
deje sus marcas
palmee mi sexo
entre en mi esencia
que se la doy.

Mi entrega ya la tiene
soy suya, sólo suya
en cuerpo y alma
me tiene,
¡disfrúteme!
cómo  quiera
Mi Señor.

domingo, 21 de marzo de 2010

Collar virtual


1. Simbolo convencional en Internet añadido al nick para indicar relacion variable (pertenecia, proteccion...) con un Dominate. Generalmente, el simbolo incluye la inicial o iniciales del Dominante.

2. Simbolo convencional en Internet añadido a un nick de Dominante para indicar la relacion exclusiva o preferente con un sumiso o esclavo. Habitualmente consiste en la inicial o iniciales del sumiso o esclavo entre llaves para la relacion cibernetica ({in}), entre corchetes para una relacion real ([in]) o entre ambos para una relacion cibernetica y real ({[in]}).

La semana pasada me llegaron dos correos de un Amo que venía recién integrandose a la página BDSM a la cuál pertenezco, en ellos me hacía proposiciones que no corresponden para una sumisa con Amo pero sin collar virtual.
Quedé preocupada, él  no sabía mi condición de sumisa con Amo, me dí cuenta que ese símbolo es muy importante  en este mundo al cual pertenecemos, por eso se lo comenté a Mi Señor.
Y desde hoy mi collar es carmesí [SrD]
Con orgullo sirvo, obedezco y pertenezco a mi Dueño, Amo y Señor.

martes, 16 de marzo de 2010

La pinza

 Una sensación extraña dolorosa
el sentir que no puedes cerrar la boca
la saliva corre y cae a tu cuerpo
y saber que te miran
la lengua quiere entrar
babeas sin parar
la lengua comienza a doler
más y más
quieres quitar esa cosa
más no puedes
es tu forma de entrega
al Amo que te observa
Al fin las palabras esperadas
¡saca la pinza!
que descanso.

sábado, 6 de marzo de 2010

Obediencia / nesecidad de control


Una de las características fundamentales de una buena sumisa es la obediencia. La obediencia es la manifestación conductual de la necesidad que tiene la persona sumisa de sentirse controlada. Ese sentimiento de que "alguien organiza tu vida", de "pertenecer a alguien", de "no pertenecer a si misma" es la base sobre la que descansa la virtud de la obediencia. Ser obediente consiste, es obvio, en obedecer, en hacer aquello que el Amo ordena. Pero no debe convertirse en un mero automatismo despersonalizado. Los Amos valoran especialmente cuando la sumisa pone interés en realizar bien lo ordenado, cuando incluso toma la iniciativa para satisfacer sus deseos con gran empeño. Cuando la sumisa se adelanta a la orden.
Elegi libremente el ser sumisa. Mientras dure mi compromiso, seré coherente: ¡obedeceré!.
En caso de duda: obedece a tu Amo, esa regla es la mejor garantía de una buena relación BDSM.
Texto extraído del blog Escuela de  Doma de Masterdom.

jueves, 4 de marzo de 2010

Al día después

Era domingo, ya habían pasado varias horas de ese cruel terremoto, cuando suena mi celular, era Mi Amo, me señalaba que venía a verme, eran las 10 de la mañana, me levanté más que ligera, y me preparé para recibirlo.
Llegó a las 2 horas después, siento los golpes en mi puerta y se me apretó el corazón, corró a abrir y lo veo allí, alto, delgado, hermoso, me gusta y mucho.
Mientrás preparaba el almuerzo ÉL se recostó en mi cama a leer el diario, y también a ver las penosas noticias que pasaban por la televisión. Cúando terminé, me fui al dormitorio me recosté a su lado, lo abracé,  lo besé, lo acaricié, lo lamí y lo complací, como a ÉL le gusta que lo haga.
Cargo de conciencia tuve, afuera la desgracia y nosotros gozandola como dioses del Olimpo.
Bueno, que alguna vez le toque al pueblo.

miércoles, 3 de marzo de 2010

Terremoto

La fuerza de la naturaleza nos recuerda que no somos nada.
Vivo en un país sismico, desde que tengo uso de razón  conozco los temblores que cada cierto tiempo nos remecen, por eso, esa noche no me molesté en levantarme de mi cama cuando sentí el movimiento. No paró y fue creciendo, me dije -esto va en serio- de un salto me paré bajo el dintel de la puerta del dormitorio, no perdí la calma, no lloré ni grité, por supuesto muy asustada, sentía los gritos que llegaban  desde fuera y supe de inmediato que era un terremoto. Sólo pedía que parara, mientras sentía caer todo a mi alrededor, al fin despues de tres  interminables minutos se detuvo.
No había luz, busqué una vela la encendí y cual  sería mi sorpresa al ver en el corredor del departamento escombros, ahí  tuve conciencia de lo grave de la situación, había cometido un grave error, si la pared se hubiera derrumbado habría quedado atrapada, debía de haber corrido a la puerta del depa y pararme bajo el dintel como desde niñas se nos ha enseñado, recorrí palmo a palmo mi vivienda, todos mis libros en el suelo las murallas agrietadas pero  estaba viva y eso se agradecia.
Y cómo todo en la vida tiene algo humor, pasó algo que me hizo sonreir.
Estaba observando mi depa cuando sentí golpes en la puerta, cómo  buena sumisa coqueta duermo con una camisita cortita sin ropa interior, mi primera intención fue vestirme, lo deseché, no era el momento de buscar ropa adecuada, asi que me diriji a la puerta la abrí y vi a mi vecino con una vela en la mano, ¡¡¡¡chuta y yo así!!!!  sentí su mirada escrutadora  de arriba a abajo antes de decir un tanto sorprendido ¿Cómo está vecina? bien le contesté algo turbada, le expliqué lo que que había pasado con la pared, le agradecí y me entré. No dejé de sonreir por un buen rato, las pequeñas cosas que alegraron mi vida después de tan estremecedora situación.