domingo, 21 de noviembre de 2010

Tristeza de hilo blanco

.

Me siento mal, no se que me pasa, una incertidumbre me corroe, quisiera alas para volar donde esta Mi Amo, conversar, reir, sentirlo, abrazarlo y cumplir sus deseos mas grandes.
Hoy no lo pude ver, surgieron compromisos familiares, pero si hubiera podido elegir me quedo con Mi Señor mil veces, nada me hace más feliz que estar con ÉL.
                                           
                                                            Es verdad
                                 
                            ¡Ay qué trabajo me cuesta quererte como te quiero!
Por tu amor me duele el aire,
el corazón y el sombrero.
¿Quién me compraría a mí
este cintillo que tengo
y esta tristeza de hilo blanco,
 para hacer pañuelos?
¡Ay qué trabajo me cuesta
quererte como te quiero!

(F.Garcia Lorca)

No hay comentarios: