viernes, 9 de julio de 2010

La sumisión


El Amo decide como, cuando y cuál será la sumisión que Su sumisa acatará. La sumisa realizará la sumisión que Su Señor quiera.
Cómo sumisa me someto a lo que ÉL decida, aprendí a no cuestionar, a estar siempre que me nesecite, a complacerlo y mi finalidad es anticiparme a sus deseos.
No creo ser la mejor, tampoco lo intento, soy así y nunca cambiaré, nací sumisa y me siento orgullosa de serlo y cuando Mi Dueño lo reconoce me siento feliz.
Reconozco que hay veces que pienso cosas que no son, que dudo, pero luego vuelvo al centrarme en lo que Mi Amo quiere de mi.
Soy Suya Mi Señor.

1 comentario:

beso dijo...

Muy bueno chica
al fin encontraste
el mejor ...

bessss ...